Inicio > ciencia y sociedad > Neutrino o fotón, ¿quién es el campeón?

Neutrino o fotón, ¿quién es el campeón?


Pagina Siete, 15/10/2011

El experimento del CERN que indica que los neutrinos podrían alcanzar una velocidad mayor a la de la luz, realizado con un haz de esas elusivas partículas lanzado desde los aceleradores de Ginebra hasta unos detectores colocados en una montaña del centro de Italia, ha causado diferentes reacciones.

Desde cómicas, como el exabrupto de la ministra italiana de Educación, Marianella Gelmini, quien subrayó la contribución de su país a la construcción del túnel por el cual se desplazaron los neutrinos. Obviamente no hubo ningún túnel, debido a que los neutrinos casi no interactúan con la materia, pero la “gaffe” le hizo ver el túnel del despido a uno de sus asesores poco informado hasta de cuestiones científicas.

Hubo también reacciones entusiastas por un experimento que pone en tela de juicio el límite insuperable de la velocidad de la luz en el vacío, uno de los pilares de la Teoría de la Relatividad de Einstein.

De hecho, para un profano no es fácil entender la excitación que embarga a los físicos cuando se descubre que una ley no sirve. No pasa lo mismo en política. Imagínese que el Gobierno del MAS tuviera que admitir que la ley de elección popular de los magistrados está equivocada. Debería cambiarla, pasando una vergüenza difícil de disimular, peor de la que acaba de sufrir con el tema del bosque más famoso de Bolivia.  En realidad, la conmoción de los físicos sería muy superior a la de los constitucionalistas valencianos llamados a redactar una nueva ley: no sólo por mucho trabajo y buena paga, sino, sobre todo, por el desafío y la oportunidad de seguir reinventando normas y conceptos.

Finalmente, está la opinión de los escépticos, que siguen buscando fallas en el experimento, asumiendo que “no puede ser” que Einstein esté equivocado o, mejor dicho, que más de un siglo de comprobaciones y éxitos de su teoría se vengan abajo por un resultado experimental totalmente inesperado y aún sin sustento teórico alguno. En efecto, ya se han encontrado algunas omisiones de ese delicado experimento,

Es cierto que la diferencia hallada entre la velocidad del neutrino y la del fotón (la partícula de la luz) es mínima a escala humana; pero las consecuencias teóricas de esa diferencia serían asombrosas, aunque no catastróficas. En efecto, la teoría de la Relatividad postula la existencia de una velocidad “máxima” de la “información”, la cual se mantendría reemplazando el fotón (una partícula “electromagnética”), con una partícula  de otra “etnia” asociada a la “interacción débil” (las radioactividad).

Históricamente ambas partículas tuvieron un engendro singular. El fotón surgió de la polémica desatada a fines del siglo XVII,  acerca de la naturaleza -¿partículas u ondas?- de la luz, resuelta salomónicamente por la Mecánica Cuántica hace 90 años. A su vez, el neutrino puede considerarse una partícula “religiosa”, debido a que su existencia fue una cuestión de fe en una ley de la Física (la conservación del momento angular) que obligaba a postular la existencia de esa partícula antes de que se la detectara. Eso es creer sin ver.

Por todo eso, resulta curioso que sea precisamente el neutrino, que nació como objeto de fe, quien ponga hoy en duda uno de los dogmas de la Física Moderna.

Categorías:ciencia y sociedad
  1. Victor Chavarria
    octubre 18, 2011 a las 10:30 am

    Cuando entenderán los físico matemáticos que el universo no tiene que conformarse a los modelos mentales del humano. La matemática es solo un descripción racional y lógica de la realidad como la percibe la mente humana. Ambos, tanto los modelos como la mente son solo aproximaciones del exterior. Para comenzar no podemos ver sin perturbar las cosas.

    Dónde está escrito que el universo debe obedecer lo que la mente interpreta. Solo en la ufana actitud humana. “El universo no solo es extraño sino más extraño de lo que se pueda imaginar.”

    El cerebro tiene unos millones de neuronas y billones de conexiones, pero tiene sus límites de procesamiento neuronal. El mismo Beto dijo que un problema no se puede resolver al mismo nivel que lo define. La mente humana tendría que tener una capacidad mayor que toda la complejidad del cosmos para entenderlo.

    Los modelos matemáticos son eso , modelos, descripciones aproximadas, interpretaciones sujetas a nuestras percepciones, representaciones sujetas a nuestra capacidad de observación; al final es una idea o concepto de algo, pero esa idea no es el algo.

    La democracia también es solo un modelo de sociedad. En la testa de algunos extraviados, si tienes el poder, la mayoría solo sirve para endosar tus decisiones discrecionales.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: