Inicio > Energía e Hidrocarburos, política y economía > Cuentos chinos petroleros

Cuentos chinos petroleros


Página Siete, 12/03/16

Para despejar dudas sobre las intenciones de esta columna, sólo ahora, después del Referendo, comento recientes declaraciones de las máximas autoridades energéticas del país, que por su contenido más suenan a cuentos chinos. Lo hago movido por un sentimiento de indignación ante la falta de respeto que dichas autoridades tienen hacia la opinión pública, en perfecta sintonía con la cátedra de mentiras y medias verdades que recibimos diariamente de otros servidores públicos.

Un primer ejemplo es el cacareado proyecto LNG destinado a poblaciones intermedias y, dizque, a la exportación. Se trata de gas natural licuado en la planta de Rio Grande y transportado en cisternas criogénicas hasta 27 pueblos aislados, donde es regasificado y distribuido por redes domiciliarias. El proyecto de marras es una loa a la irracionalidad por el elevado costo que representa  la cadena descrita frente a alternativas razonables y baratas, como son el transporte en cisternas comunes y corrientes de GLP – combustible que supuestamente, gracias a las plantas de separación inauguradas, nos alcanza y sobra – y el transporte de gas natural comprimido en tanques adecuados.

Adicionalmente, con un gusto refinado por hacer el ridículo, se ha anunciado la exportación de LNG a países limítrofes … ¡en cisternas! ¿No les recuerda esto al contrabando de gasolina en “mamaderas”? Y, como si fuera poco, se afirma que tal proyecto reflejaría uno de los grandes logros de la nacionalización debido a que convertiría el tristemente célebre proyecto LNG-Pacific en un proyecto de “beneficio nacional”. ¿Alguien, en su sano juicio, podría comparar el LNG transportado en enormes barcos metaneros con el LNG trasladado en cisternas por los destartalados caminos nacionales? Parece increíble, pero ese alguien es una autoridad nacional del sector. Léalo en la pomposa (y carente de datos) página web de YPFB.

Un segundo ejemplo es el referido a la Planta de Separación de Gran Chaco. Nadie sabe a ciencia cierta qué está pasando ahí, excepto las autoridades del sector que, por alguna razón, lo ocultan. Si esa planta estuviera produciendo GLP, aun al 50% de su capacidad debido a los reducidos volúmenes de gas natural enviados a la Argentina, tendríamos ingentes excedentes de ese combustible. Sin embargo, no se tiene evidencia de exportaciones masivas a países limítrofes, ni de estrategias claras de qué hacer con el GLP excedentario.  Recordaré que esa planta costó 600 millones de dólares (más que todos los contratos de la CAMCE) y con los 16 MMm3/d que se exportan a la Argentina debería producir más de mil toneladas métricas-día  de GLP, que equivalen al 70% del consumo nacional, el cual está ya abastecido por otras fuentes. A falta de datos en las páginas web de YPFB y del MHE y ante el silencio oficial sobre exportaciones reales (¡no manifestaciones de intenciones!), deduzco que esa planta no está funcionando a cabalidad. Espero fervorosamente ser desmentido con pruebas, no con insultos.

Finalmente, el “oportuno” anuncio del MHE acerca del descubrimiento de nuevas reservas de gas en Caipipendi, de 4 TCF, por un valor de 1300 M$ (¡esa manía gubernamental de poner precio a todo, hasta a la expectativa!), emitido a días de Referendo ante unos abochornados ejecutivos de Repsol, muestra claramente los niveles de confusión (¡ojalá sólo comunicacional) de autoridades que no logran, o no quieren, distinguir prospectos exploratorios de campos y reservas.

En fin, como se ha vuelto una costumbre, sobran anuncios y faltan datos e información certera. Parafraseando lo dicho a los funcionarios responsables de su derrota, el Presidente Evo podría insinuar: “No los voy a echar, sólo pido que se vayan”.

  1. rolando
    julio 17, 2016 a las 2:57 pm

    Soy Ing Petrolero, trabajando hasta no hace mucho en Brasil en pruebas de produccion onshore-offshore.Meses atras vi las informaciones lanzadas por los ejecutivos de Repsol, dias antes del referendum sobre el descubrimiento de reservas, dando volumenes sin antes haber perforado un pozo. Me extrano muchisimo y me dejo preocupado , porque esas informaciones venian de la gente de Repsol, donde teoricamente deberian ser declaraciones de cautela y mesura .La unica manera de saber si hay petroleo en una area es perforando varios pozos ( para limitar el area del reservorio ) y luego hacerle la prueba de produccion a cada uno de ellos para luego con la informacion recogida de esas pruebas , hacer los respectivos estudios que luego diran la cantidad de volumenes de HCBs que pueden ser recuperados.Me dejo preocupado que se este jugando con sensible informacion, no parecian ser declaraciones de personeros de Repsol mas bien de politicos que ignoran la cadena productiva de HCBs, no creo que Repsol este politizada porque de ser asi ya no habra credibilidad en ella ni en las otras Cias multinacionales. Creo que estan mintiendo a la poblacion, deberia YPFB de una vez contratar a una Cia externa para certificar las reservas y saber realmente cuanto es lo que tenemos,para que al pueblo boliviano no le metan los 5 dedos a la boca.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: